Has soñado tantas veces este momento: tu llegada a
Can Ribas, tu boda, el tiempo parece detenerse, un instante fijado en la memoria para siempre.
Y ahora aquí estás, entre toda la gente a la que quieres, en ese campo entre olivos que hiciste tuyo cuando lo descubriste hace unos meses.

Casarse

Solo tuviste que contarnos tus sueños y desde ese momento nuestro equipo empezó a trabajar para darles vida.